LA NOTA CHAPINA

Denuncias contra jueces de Mayor Riesgo siguen sin ser desestimadas

Por Lourdes Arana 

El pasado 21 de junio, los jueces de Mayor Riesgo Yassmin Barrios, Pablo Xitumul, Erika Aifán y Miguel Ángel Gálvez, presentaron una solicitud al MP con relación a la cantidad excesiva de denuncia en contra de ellos. Foto: La Hora/José Orozco

La Hora consultó al Ministerio Público el avance de la solicitud realizada por los jueces de Mayor Riesgo el pasado 21 de junio a la fiscal general, María Consuelo Porras de analizar y desestimar las denuncias que han presentado en contra de ellos, muchas de estas consideradas sin fundamento, pero a casi tres meses del planteamiento la institución respondió que aún se encuentran en análisis.

El jefe de Información y Prensa del MP, Juan Luis Pantaleón, explicó que cada uno de los expedientes se encontraba en análisis y que se diligencian de forma particular.

“Cada expediente se encuentra en análisis y se diligencia de manera particular, desde la legalidad y objetividad. Toda denuncia debe ser investigada pues nadie es superior a la ley”, afirmó Pantaleón sin dar mayores detalles.

GENERA REACCIONES

Analistas consultados sobre la respuesta del MP respecto al requerimiento de los jueces señalan que, estas denuncias deberían diligenciarse más rápido para dar una respuesta concreta a quienes la interpusieron y a los togados.

AC: LAS ACTUACIONES DEL MP FORMAN PARTE DE UNA ESTRATEGIA

Para el representante legal de Acción Ciudadana, Edie Cux, las actuaciones del MP son parte de una estrategia en la que personas vinculadas, acusadas y que están en juicio por casos de corrupción e inclusive otro tipo de casos, tienen dominio de la institución.

“No sorprendería que a través de la misma institución se trate de atentar contra la independencia de los jueces”, lamentó Cux.

Para él ya pasó tiempo suficiente que permite al MP tomar una decisión respecto a las denuncias contra los jueces de Mayor Riesgo, “el MP tampoco es la institución más eficiente y tanto para abrir casos, investigar o criminalizar, son prontos para hacerlo y para desestimar casos que no tienen ningún fundamento muchas veces se tardan”.

Edie Cux, presidente de Acción Ciudadana (AC). FOTO LA HORA

Cux consideró que es un riesgo para la justicia guatemalteca que no se clausuren esos procesos y que es preocupante ver cómo “van detrás” de cada uno de los funcionarios que han combatido la corrupción o la impunidad en Guatemala.

“Pasó con Juan Francisco Sandoval, pasó con Oscar Schaad en su momento y ahora la siguiente línea son los jueces que tienen a su cargo estos casos, no sorprende que se mantengan en acecho constante y que se atente contra la independencia judicial”, resaltó.

SAMAYOA: ES UNA MALA GESTIÓN DEL MP

Para Oswaldo Samayoa, analista del Centro de Estudios de Guatemala (CEG), lo que se evidencia es una mala gestión del MP y consideró que “este tema se ha venido manejando mal desde siempre”.

“Primero hay una cuestión legal que impide que los jueces sean perseguidos o investigados por sus decisiones y dentro del ámbito de la función judicial, los abogados y también los jueces tenemos a la mano herramientas para recusar a un juez y que de esta forma el juzgador se excuse de conocer”, explicó.

El abogado Oswaldo Samayoa se refirió al tema. Foto La Hora

Agregó que cuando se denuncia a un juez, para esto debe presentarse una abundante evidencia y solicitar a la Fiscalía que, frente a muchos hechos, la misma pueda actuar.

“Pero cuando es simplemente porque no me cae bien el juez, porque no agoté de forma adecuada los recursos previos que tengo, evidentemente que es un tema de intimidación al sistema de justicia, lo cual se ha vuelto una práctica nefasta de la mala formación jurídica que hay en Guatemala”, afirmó.

En este sentido el experto consideró que el MP atiende mal estos temas, cuando debería de tener un sistema efectivo, rápido, sencillo para que al recibir este tipo de denuncias se les dé un trámite de uno o dos meses para determinar si no se trata solo de una intimidación al sistema de justicia.

ASIES: EVIDENCIA LA MORA JUDICIAL QUE EXISTE EN EL MP

La analista de la Asociación de Investigación y Estudios Sociales (ASIES), Lorena Escobar, comentó que tomando en cuenta que muchas de las denuncias presentadas en contra de los jueces de Mayor Riesgo que se deben analizar el MP datan de 2012, transcurriendo nueve años, se evidencia la mora judicial de la institución.

“Estamos hablando que hay casos presentados desde 2012 y nueve años después están sin resolver, no les han dado seguimiento seguramente y si es así con los juzgadores que serían una de las prioridades porque son operadores de justicia y administradores de esta, deberían de tener más atención” resaltó.

En este contexto Escobar hizo referencia a que, si esto sucede con jueces, “que se podría esperar con el resto de los casos”.

Además, la experta puntualizó que se debe dar una solución, ya que el denunciante y quienes están siendo denunciados necesitan una respuesta del sistema de justicia.

“No solamente para la desestimación, sino para una solución, ya sea que se presente la solicitud de antejuicio o que se desestime, pero este limbo lo único que ocasiona es una deslegitimación de la institución, que no solamente es hacia la fiscalía que tiene estos casos, sino también se replica en otras”, lamentó.


SOLICITUD DE LOS JUECES

El 21 de junio pasado, los jueces de Mayor Riesgo Erika Aifán, Miguel Ángel Gálvez, Yassmin Barrios y Pablo Xitumul solicitaron a la Fiscal General analizar y desestimar varias denuncias que han sido presentadas en su contra, algunas de estas datan de 2012 por lo que señalaron que consideraban que son espurias.

Los togados resaltaron que en un lapso de 20 días debían resolverse estas denuncias, pero la mayoría ya excedían el tiempo establecido y que el conjunto de señalamientos no resueltos por el MP constituía una razón de hostigamiento contra ellos.

FUENTE: LA HORA

Categorías:LA NOTA CHAPINA