LA NOTA CHAPINA

Presidente y Pacto Oficialista viven sus horas más oscuras

Por Jeanelly Vásquez 

El presidente Alejandro Giammattei y el Presidente del Legislativo, Allan Rodríguez se encuentran viviendo sus horas más oscuras debido a que dos Estados de Calamidad no fueron aprobados por el Pleno del Congreso. Foto: La Hora

El presidente Alejandro Giammattei y los diputados de su bancada Vamos, así como algunos aliados viven sus horas más oscuras. Dos Estados de Calamidad han sido improbados por el Congreso en las últimas semanas de cara a la aprobación del Presupuesto 2022 y la Junta Directiva del Legislativo para el próximo año.

En este contexto, tal parece que los únicos órganos en los que el Presidente sigue teniendo control son el Ministerio Público (MP) al mando de la fiscal general, María Consuelo Porras y la Corte de Constitucionalidad (CC), que hace unas semanas se “inventó” un procedimiento para tratar que el primer Estado de Calamidad se aprobara con solo 81 votos en un sola lectura.

REVÉS DEL PRIMER ESTADO DE CALAMIDAD

El 13 de agosto el presidente de la República Alejandro Giammattei emitió el Decreto Gubernativo 6-2021, el primer Estado de Calamidad propuesto en supuesta respuesta a la crisis del COVID-19. Fue hasta 10 días después que el Congreso de la República improbó esta medida en una maratónica sesión que culminó hasta la madrugada. En la sesión también quedaron sin efecto las reformas al Estado de Calamidad en el Decreto 7-2021.


En la jornada desde las 14:00 horas hasta casi media noche 103 diputados votaron en contra de la disposición de Giammattei, 54 la apoyaron y otros 3 se ausentaron. En el listado oficial de votaciones se conoció que los 54 votos en contra de la pérdida de vigencia del Estado de Calamidad fueron de miembros de las bancadas:

– Vamos por una Guatemala Diferente (VAMOS)
– Unión del Cambio Nacional (UCN)
– Partido de Avanza Nacional (PAN)
– Unidad Nacional de la Esperanza (UNE)
– Frente de Convergencia Nacional (FCN)
– Visión con Valores (VIVA)
– Compromiso, Renovación y Orden (CREO)
– PODEMOS
– TODOS
– Prosperidad Ciudadana

ALIADOS QUE YA NO LO SON, POR AHORA…

Por otro lado, algunos diputados anteriormente ligados al oficialismo emitieron una postura a favor de improbar el Estado de Calamidad. Para Álvaro Arzú Escobar de Unionista la decisión del pleno sirvió para que el gobierno “entienda que no puede meter las cosas al Congreso como se le dé la gana, tiene que aprender a discutir, a dialogar y rendir cuentas y no solo mandar decretos y exigir y esperar que el Congreso haga todo lo que nos piden”.

Asimismo, previo a conocer el Decreto 6-2021 el tercer vicepresidente del Congreso Armando Castillo, del bloque Visión con Valores, expresó: “personalmente no comparto que se pueda propiciar un Estado de Calamidad puesto que algunas cuestiones que debería hacer el Ministerio de Salud, no las ha hecho”.


SEGUNDO ESTADO DE CALAMIDAD IMPROBADO

Nuevamente el presidente Alejandro Giammattei anunció un segundo Estado de Calamidad el 2 de septiembre bajo la misma premisa de mitigar la pandemia COVID-19, supuestamente siguiendo las recomendaciones de médicos y expertos, aunque varias de sus observaciones no fueron incluidas.

Durante la cadena nacional el presidente invitó al Congreso de la República a conocer la medida en beneficio de la ciudadanía. Desde el sábado 4 de septiembre los parlamentarios se reunieron en el hemiciclo para decidir si aprobar, improbar o modificar el Decreto 8-2021.

Ese sábado se aprobó la moción privilegiada para conocer el Estado de Calamidad en tres debates; para este lunes 6 de septiembre los diputados nuevamente le dijeron “no” al presidente Giammattei.

Aproximadamente a las 20:00 horas del lunes se inició la votación para aprobar el Estado de Calamidad, pero, pese a que en el Decreto anterior solo 54 diputados estuvieron a favor de la medida, para este nuevo decreto la cantidad de adeptos aumentó a 77.


El presidente del Congreso Allan Rodríguez extendió la votación más de 40 minutos esperando alcanzar los 81 votos para avalar el Estado de Calamidad, pero no lo logró. En una moción promovida por Mario Taracena los diputados debían votar por la improbación del Decreto 8-2021, en esta ronda 81 diputados votaron a favor de improbar el Estado de Calamidad y otros 69 en contra.

¿CUÁNTO CONSTARÁN LOS VOTOS PARA EL PRESUPUESTO 2022?

En este contexto cabe mencionar que el 2 de septiembre el Ejecutivo presentó el proyecto de presupuesto para el siguiente año, el cual está contemplado por Q103.9 millones. El 29 de agosto se publicó el reportaje “¿Lo del Estado de Calamidad, fue calentar motores para el Presupuesto 2022?” donde se explica que ante la falta de apoyo de diputados al presidente Giammattei, es probable que el mandatario acuda a “negocios” para obtener más apoyo en el presupuesto presentado.

En esa nota periodística el analista Renzo Rosal consideró que “hoy conocemos poco sobre el contenido del proyecto, pero el Ejecutivo, considero, está en condiciones débiles en esa negociación”. Esto lo fundamentó en las decisiones tomadas en torno al primer Estado de Calamidad, donde la mayoría se posicionó en contra de la medida del Ejecutivo. Ahora con el segundo Estado de Calamidad se pudo observar que la oposición al presidente sigue siendo significativa, aunque el apoyo aumentó ligeramente.

El analista detalló que en el Congreso ya no quedan más operadores de justicia para el presidente, pues “quien era supuestamente su operador en el Congreso, Allan Rodríguez, ahora ha quedado claro que no tiene el perfil ni la capacidad para servir de operador al Ejecutivo para un tema de tanta trascendencia como es el presupuesto”.

En este sentido concluyó que el Ejecutivo deberá recurrir a nuevas medidas para obtener el apoyo de los diputados.

“El mismo presidente Giammattei y su partido ya pusieron la cinta alta cuando crearon el pacto oficialista a principios del año pasado comprando votos a alto costo; ahora el costo es todavía mayor. El Ejecutivo quiere que el Congreso respalde el presupuesto y ahí inicia la etapa de supuesta discusión en el Congreso, pero que en la práctica no hay tanta discusión técnica, lo que hay es cómo sacar ventaja de algunas partidas”, comentó.

EN VÍSPERAS DE LA NUEVA JUNTA DIRECTIVA

Asimismo, en ese reportaje la analista Marielos Chang enfatizó que además de la aprobación del presupuesto, estos meses son claves para la elección de Junta Directiva en el Congreso. “Ese es quizá el escenario más interesante que veremos: la negociación que se hará de manera paralela con el presupuesto y la Junta Directiva del Congreso. Si se logran acuerdos en la junta directiva, es posible que se logren acuerdos en el presupuesto general de la nación”, contó.

En este contexto cabe destacar que quienes en algún momento formaron parte de la alianza oficialista, hoy se distancian de Allan Rodríguez, presidente actual del Congreso, entre estos Álvaro Arzú, quien se ha expresado abiertamente en contra de ambos Estados de Calamidad.

A GIAMMATTEI SOLO LE QUEDA LA CC Y C. PORRAS

El 23 de agosto la Fiscal General Consuelo Porras destituyó al exfiscal de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI) Juan Francisco Sandoval. A raíz de este suceso Consuelo Porras ha realizado movimientos en la FECI, como la instalación de Rafael Curruchiche en la jefatura de la fiscalía.

El 2 de septiembre en un mensaje al pueblo de Guatemala la Fiscal General indicó que haría su última intervención respecto a Sandoval y los señalamientos destacados en el New York Times sobre la entrega de dinero envuelto en una alfombra por parte de ciudadanos rusos al presidente Giammattei, hecho que ya había sido anunciado preliminarmente por Juan Francisco Sandoval.


“Asimismo, quiero hacer del conocimiento público que ante los constantes ataques y campañas de desprestigio generadas por el señor Juan Francisco Sandoval en medios de comunicación, esta es la última intervención del Ministerio Público respecto al tema”, dictó.

Un día después, el MP anunció que investigaría los indicios, pero no lo hará la FECI, sino la Fiscalía contra la Corrupción.

El SALVAVIDAS DE LA CORTE

Además, la Corte de Constitucionalidad, la cual fue señalada de ser integrada para favorecer a la Alianza Oficialista, incluyendo a la exsecretaria general del mandatario, Leyla Lemus, ha emitido resoluciones a favor del Ejecutivo y Congreso como reactivar las reformas a la Ley de las ONG´s.


También lo ha hecho respeto a los procedimientos que debía seguir el Congreso para aprobar los Estados de Calamidad, ayer la CC denegó un amparo de la Cámara de Industria, pero determinó en su resolución que el Congreso al haber optado conocer el Decreto en tres lecturas, debía actuar conforme al artículo 77 de la Ley Orgánica del Organismo Legislativo, es decir, declarar sesión permanente hasta que asumiera cualquier decisión.

FUENTE: LA HORA

Categorías:LA NOTA CHAPINA