LA NOTA CHAPINA

𝙽𝚒𝚙𝚛𝚘, 𝚌𝚞𝚢𝚊 𝚊𝚋𝚘𝚐𝚊𝚍𝚊 𝚎𝚛𝚊 𝙻𝚎𝚢𝚕𝚊 𝙻𝚎𝚖𝚞𝚜, 𝚏𝚒𝚛𝚖ó 𝚌𝚊𝚛𝚝𝚊𝚜 𝚍𝚎 “𝚎𝚗𝚝𝚎𝚗𝚍𝚒𝚖𝚒𝚎𝚗𝚝𝚘” 𝚢 𝚎𝚕 𝚋𝚎𝚗𝚎𝚏𝚒𝚌𝚒𝚘 𝚏𝚞𝚎 𝚍𝚎 𝚀𝟺𝟷.𝟾 𝚖𝚒𝚕𝚕𝚘𝚗𝚎𝚜

Por Diario La Hora

Un documento al que tuvo acceso La Hora, Informe de Apertura de Ofertas, da cuenta que la ahora Secretaria General de la Presidencia, Leyla Lemus, compareció como abogada de Nipro. Arte realizado por Esteban Cardona/foto de Leyla Lemus/Con Criterio

Angel Sas
asas@lahora.com.gt

🅤NAERC firmó tres cartas de entendimiento con la empresa NIPRO para obtener el “préstamo” de máquinas de hemodiálisis y Q80 mil mensuales para pagar el arrendamiento de una clínica. A cambio debió adquirir con la empresa “kits” de medicina para tratar a los enfermos renales, provocando que solo la entidad licitara en los procesos.

En diciembre del 2018 la Unidad Nacional de Atención al Enfermo Renal Crónico (UNAERC) firmó una carta de entendimiento con la entidad Nipro Medical Corp (sucursal Guatemala) que se vio beneficiada al vender Q41.8 millones en kits para tratamiento de hemodiálisis sin competencia alguna.

A cambio paga cada mes Q80 mil por el alquiler de dos clínicas al servicio de UNAERC en Escuintla y Retalhuleu; además presta decenas de máquinas de hemodiálisis que son y solo pueden ser abastecidas con su producto.

El convenio fue firmado por UNAERC y NIPRO, en la foto la sede de UNAERC ubicada en zona 1, donde pacientes esperan atención incluso desde una noche antes a su cita. Foto La Hora/José Orozco

CONFLICTO DE INTERÉS

En este proceso existe un conflicto de interés ya que un trabajador que NIPRO reporta como parte de su equipo, también forma parte del Consejo de Administración de UNAERC que aprobó la firma de la carta de entendimiento.

NIPRO ha estado en involucrado en polémica desde que el Presidente del Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS), Carlos Contreras, denunció la posible conspiración en contra del Seguro Social y mencionó la posible participación de la empresa. Dicha denuncia, aunque inició en la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), por orden la Fiscal General Consuelo Porras, el caso fue trasladado a la fiscalía de Asuntos Transnacionales donde quedó paralizado.

PRIMERA CARTA

NIPRO era un contratista pequeño de UNAERC desde el 2013 y sus ventas no pasaban los Q60 mil. Sin embargo en el 2015, cuando la empresa Sabiapharma se vio salpicada en un caso de corrupción en contratos con UNAERC, NIPRO aumentó sus ventas. Ese año lograron contratos por Q999 mil. Un año después, en el 2016, alcanzó los Q15.7 millones, pero en el 2017 no vendió ni un centavo a UNAERC y a la fecha se desconoce el motivo.

Sin embargo, en el 2018, NIPRO encontró en la firma de una carta de entendimiento el mecanismo perfecto para vender casi en exclusividad los “kits” de medicina y equipo que deben ser utilizados en las máquinas de diálisis que ellos mismos prestan.

En la Ley de Compras y Contrataciones no se contemplan las cartas de entendimiento y el efecto que tienen las mismas en la práctica, es que una vez “entendidas” las partes la licitación limita a otros oferentes.

En la carta firmada en diciembre del 2018, por un período de un año, entre el representante de NIPRO y José Sánchez Viesca, presidente del Consejo de Administración de UNAERC, la empresa se comprometió a pagar Q40 mil en arrendamiento de clínicas en Escuintla para el funcionamiento de UNAERC y a prestar 50 máquinas de hemodiálisis.

A cambio la ONG debía pagar energía eléctrica, agua, limpieza, el recibo de donación dineraria y no dineraria además de un pequeño detalle quedó plasmado en la carta: “los kits deben tener certificado del fabricante de las máquinas para asegurar compatibilidad y certificados de calibración del kit” en otras palabras: sólo las que ellos proveían.

En el 2018 NIPRO vendió Q8.5 millones en comparación del año anterior cuando no vendió ni un centavo. Según el evento NOG 7448325 la empresa no tuvo competencia en el evento. Además, algunos interesados en ofertar preguntaron si ellos debían dar las máquinas o sólo los kits. Las respuestas que daba UNAERC eran confusas y al final dijeron que sí debían proporcionar las máquinas de hemodiálisis.

Sin embargo, la carta de entendimiento tiene un dato a tomar en cuenta: fue autorizada por el consejo de administración de UNAERC integrado por Carlos Roberto Avendaño de León representante de la Asociación Guatemalteca de Nefrología (AGN), pero también Director Médico de Corporación Integral de Diálisis (CID) programa creado por NIPRO.

Foto ilustrativa. UNAERC brinda servicios a pacientes con padecimientos renales. Foto La Hora/UNAERC/Facebook

LA PRÓRROGA Y LA SECRETARIA QUE ERA LA ABOGADA

A pesar de esto en el 2019 la carta de entendimiento se prorrogó un año más con las mismas condiciones. Ese año NIPRO vendió Q12.9 millones en cuatro concursos. Tampoco tuvo competencia. Por ejemplo, en el evento identificado con el NOG 10060774 por la compra de 49 mil kits no hubo otra empresa oferente.

Un documento al que tuvo acceso La Hora, Informe de Apertura de Ofertas, da cuenta de una reunión del 5 de agosto del 2019 en la que la ahora Secretaria General de la Presidencia, Leyla Lemus, compareció como abogada de Nipro. Se intentó obtener la versión de Lemus, pero al escribirle por WhatsApp bloqueó al reportero y al llamarla por teléfono colgó la llamada.

Leyla Lemus, actual secretaria general de la Presidencia, compareció como abogada de Nipro en 2019. Foto La Hora/Presidencia

TRES AÑOS MÁS

En octubre del 2020, con Avendaño aún en el consejo de administración y Lemus en la Secretaria General las condiciones cambiaron. La carta de entendimiento se modificó en contenido y en lugar de un período de un año se hizo por tres con la opción de obtener otra prórroga por el mismo tiempo.

Además de los Q40 mil que daban en Escuintla acordaron otorgar otros Q40 mil para el alquiler de una clínica en Retalhuleu. Allí se harán cargo de la energía eléctrica y aire acondicionado por los tres años. Además, aumentaron a 98 máquinas de diálisis “prestadas” y 42 sillones.

El año pasado NIPRO vendió a UNAERC Q20.2 millones. En total desde que se creó la carta de entendimiento las ventas alcanzan los Q41.8 millones.

¿QUÉ DICE NIPRO?

Se consultó con la oficina de comunicación de NIPRO. Solicitaron las preguntas por escrito para responderlas, pero al cierre de la edición aún no habían enviado las respuestas.

¿QUÉ DIJO LEMUS?

A la Secretaria General de la Presidencia se le llamó y se le mandó mensajes. Al primero periodista lo bloqueó en la red social WhatsApp y cuando el segundo periodista la llamó, contestó y luego colgó cuando se le dijo “buenos días”.

¿QUÉ DIJO UNAERC?

También se intentó obtener la versión del presidente del Consejo de Administración de UNAERC, Manuel Sánchez Viesca, pero no respondieron a los llamados telefónicos.

EXMINISTRA: ES MEJOR NO RECIBIR LA “DONACIÓN”

Para la diputada y exministra de Salud, Lucrecia Hernández Mack, en estos casos las donaciones hacen que después las entidades desobedezcan la ley de compras y contrataciones porque llevan compras dirigidas y su criterio deben detenerse.

“Tuvimos un caso en el que la empresa donaba los catéteres, pero esos solo eran compatibles con las bolsas de diálisis. Había que comprárselo a ellos y eso no se podía” explicó Hernández.

Agregó que en estos casos lo mejor es no recibir la “donación” y hacer el proceso desde cero para evitar consecuencias “hasta legales”. Añadió que lo que parece una buena acción en el fondo es un negocio.

La diputada Lucrecia y exministra de Salud, Lucrecia Hernández Mack, se refirió a estas modalidades. Foto La Hora

LA HORA

Categorías:LA NOTA CHAPINA