LA NOTA CHAPINA

π™Έπšπšœπšœ πš—πš˜ πšŸπšŠπšŒπšžπš—πšŠ 𝚊 πš›πšŽπšŒπš’Γ©πš— πš—πšŠπšŒπš’πšπš˜πšœ 𝚒 πš•πšŠπšœ πš–πšŠπš–Γ‘πšœ πšπšŽπš‹πšŽπš— πš‹πšžπšœπšŒπšŠπš› πšŒπšŽπš—πšπš›πš˜πšœ 𝚍𝚎 πšœπšŠπš•πšžπš

CHAPPublicado por Β 

IGSS no vacuna a reciΓ©n nacidos y las mamΓ‘s deben buscar centros de salud

Cada aΓ±o el Instituto Guatemalteco de Seguridad Social (IGSS) atiende unos 30 mil partos en sus diferentes unidades de maternidad. Pero en estos dΓ­as los servicios no se completan: cuando el niΓ±o nace, no recibe las vacunas de contra la hepatitis niΒ  tuberculosis, las cuales se aplican durante las primeras semanas.

Las mamÑs son enviadas a centros o puestos de salud, pueshay desabastecimiento, según le dijeron a Sofía Álvarez, de 30 años, quien recién tuvo a su segundo hijo:

A la hora cuando me dieron salida me dijeron que buscara un centro de salud para el bebΓ© porque no tenΓ­an vacunas y eso me preocupΓ³. Me fui a la casa de mi mamΓ‘ en Ciudad Quetzal porque ella me iba a cuidar, pero ahΓ­ el puesto de salud estaba cerrado y en San Juan SacatepΓ©quez no habΓ­an y para eso ya era el tercer dΓ­a. La enfermera fue clara en decirme que ellos no tenΓ­an vacunas”

En el Seguro Social le dijeron que no debΓ­a pasar del quinto dΓ­a sin que al bebΓ© se le aplicaran las vacunas y eso le preocupaba. Finalmente fue al centro de salud de Mixco donde fue atendida.

La vacuna tendrΓ­a que ser solo nace el bebΓ© y ponΓ©rsela, pero imagΓ­nese cuΓ‘ntos niΓ±os nacen y se van sin ellas y se lo dicen a uno cuando ya tiene el bebΓ© en sus brazos y va ya con su maleta para afuera.

Juan Alberto QuemΓ©, un pediatra que trabaja en el centro de salud de CajolΓ‘, Quetzaltenango, dice que el ministerio de Salud cambiΓ³ los protocolos sobre las primeras vacunas a partir de febrero de este aΓ±o: la de la hepatitis B puede aplicarse durante el primer mes y la de tuberculosis durante el primer aΓ±o.

En realidad la de tuberculosis no va proteger al niΓ±o de la tuberculosis pulmonar, sino en otras regiones que no son pulmonares; no obstante en algunas regiones del paΓ­s somos endΓ©micos y hay cierto riesgo.Β 

Con la de vacuna contra la hepatitis explica que a la mamΓ‘, previo al parto, se le hacen pruebas para descartar la enfermedad:

Entonces si la mamΓ‘ es negativa, no habrΓ‘ tanto problema de que no se le ponga al niΓ±o porque esa es para evitar que la madre se lo trasmita a travΓ©s de la lactancia.

La mamΓ‘ entrevistada expresΓ³ miedo por la salud de sus hijos.Β Mirna Montenegro, directora del Observatorio en Salud Sexual y Reproductivo (OSAR) agrega que el Seguro Social expone a estas mujeres y sus bebΓ©s al forzarlas a hacer estas romerΓ­as en busca de servicios complementarios:

β€œSi el IGSS no tenΓ­a las vacunas, debiΓ³ referirle directamente a algΓΊn servicio de salud o clΓ­nica privada y cubrir el costo”.

En las clΓ­nicas privadas estas vacunas pueden llegar a costar hasta Q1 mil seΓ±ala la directora de Osar:Β la de la hepatitis cuesta como Q900 y la tuberculosis entre Q150 y Q200.

La doctora refiere que los protocolos han cambiado y que incluso en muchos lugares, ya no aplican la vacuna contra la tuberculosis.

ConCriterio planteΓ³ las consultas al equipo de comunicaciΓ³n del IGSS y confirmaron que en efecto no vacunan a los niΓ±os. SegΓΊn explicaron es para no exponerlos a Γ‘reas de Covid-19. El Departamento de ComunicaciΓ³n informΓ³ que el viernesΒ  anunciarΓ‘n la implementaciΓ³n de un Centro Nacional de VacunaciΓ³n.

CON CRITERIO

CategorΓ­as:LA NOTA CHAPINA